25 de enero de 2017

mediasnoches

Desde que vi a la genial Nuria Eme sus mediasnoches, me vino la nostalgia y como siempre tuve que hacerlas. ¿Os acordáis de los cumpleaños de cuando éramos niños? creo que no podía faltar alguna bandeja de mediasnoches rellenas, unas de nocilla y otras de algo salado tipo jamón y queso. Recuerdo eso y la alegría de pasarme la tarde previa a mi cumple llenando bolsas de golosinas con mi madre para mis amigos, además de la tarta especial de quesadas, rellena de crema y cubierta de chocolate.Era genial eso de los cumples y lo sigue siendo :). Pero volviendo a las mediasnoches, nada de comerlas sólo en cumpleaños infantiles, son una maravilla y dan mil vueltas a las compradas, son  súper tiernas y muy blanditas; son también una buena opción para los desayunos, pues llevan muy poco azúcar y son muy alimenticias. 


Ingredientes, me salieron 17 mediasnoches de 30 gr,pero podéis hacer 25 de 25 gr cada una  y serían más de bocado:
-300 gr de harina de fuerza
-40 gr de azúcar
-60 gr de mantequilla, que yo sustituí por 45 gr de aceite (ya sabéis que cuando queremos sustituír mantequilla por aceite, siempre es menos cantidad de éste último,aprox un 80% de la cantidad de mantequilla), usé de Encinas de Montequinto
-85 ml de leche entera o de suero de mantequilla
-2 huevos
-15 gr de levadura fresca
-2 cucharaditas de agua de azahar
-1 pizca de sal
huevo para barnizarlas


rellenas de salmón y queso fresco con un poco de cebollino, de mis favoritas


Ponemos todos los ingredientes en un bol (usé la k.a) procurando que la leche esté templada (nunca caliente) y la levadura disuelta en ella, y mezclamos todos los ingredientes. Amasamos a velocidad mínima durante 15 minutos con el gancho amasador. A mano se puede hacer claro pero el robot nos facilita la tarea.
 Hacemos una bola, tapamos con un trapo y dejamos levar al doble, como hace mucho frío y tardaría un siglo (y no tengo paciencia) lo que hago es el truco del horno, lo enciendo a 50º calor arriba y abajo 10 minutos,lo apago y meto la masa, así crece mucho antes y el resultado final no varía. Una vez levado dividimos en porciones de 30 gr, a mi me salieron 17, y las damos forma alargada tipo croqueta, más o menos en función de como las queramos de forma, si más redondas o más ovaladas.  Las volvemos a dejar levar (otra vez utilizo la técnica del horno) y pintamos con huevo. Precalentamos el horno a 200º (Nuria a 250 pero yo si lo pongo a esta temperatura se me quema luego todo) 10 minutos, y a esta misma temperatura las hornearemos 6 minutos.Las sacamos y las ponemos sobre una rejilla para que acaben de enfriar. Ideal guardarlas en una bolsa de plástico (de las de congelación eh, no utilicéis una de carrefour llena de migas en el fondo jjjj) para mantenerlas blanditas. Se pueden congelar y quedan genial.


veo una miga..

y me la como, claro




ya crecidas

.
Espero que os hayan gustado y que las hagáis, os sorprenderá lo tiernas que son y viajaréis directamente a la infancia :)

9 comentarios:

CHARO dijo...

Qué buenas son, es verdad que traen muchos recuerdos de la infancia, así que se los haré a mis hijos, les encantarán

Nuria Eme dijo...

Hola guapísima !!!
Pues si que has corrido tú con las mediasnoches jajaja. Eres una artista mar, todo te queda divino y estos panecillos no podían ser de otra forma.
Estas pasadas fiestas hice cientos para las distintas comidas, después las congelé y las iba sacando según la necesidad. Me ayudó en la tarea de darles forma mi hija, y por eso el cambio de los 5 grs que bailaron en la receta :) ella tendió por una poquito más grande y correr más y yo me extrañé por verlas más granditas y pensé que era de la levadura y el tiempo de levado.
Me ha encantado verla en tu blog mi niña, es un honor y te lo digo de corazón. Al recoge migas que sale en la foto, me lo comería yo ¡¡¡qué guapo es el tío!!! me tiene enamorada desde que lo ví jajaja
Muchas gracias por los piropos y desde el mayor sonrojo del mundo, te mando un besote bien gordo.
Feliz día preciosa !!! que tú me lo has alegrado a mí también.

LA COCINERA DE BÉTULO dijo...

La mejor prueba de que están ricas es que hasta una miga perdida hay quien lo la desperdicia, aunque seguro que estaba pensando en comerse todas, pero su ama no le dejaba.
Me gusta mucho la idea de sustituir la mantequilla por aceite porque además la miga se ve bien blandita.
Besos.

Elisa Gómez Fernández dijo...

Hola, estas mediasnoches las recuerdo de Nuria y su entrada sobre los cumpleaños. También las tengo en pendientes. Ahora las haces tú, así ue más ganas me han entrado de hacerlas, Te han quedado espectaculares, de verdad. Un beso!!

Cuca dijo...

Mar has volado para hacer las mediasnoches ¿eh? A Nuria le dejé una retahíla enorme en su entrada de todos los recuerdos que estas maravillas me traían de los cumpleaños de mi infancia que no voy a repetir para no hacerme cansina.

Te han quedado espectaculares ¡no hay más que verlas! y me parece que no va a ser necesario que congeles muchas porque seguro que de una sentada cayeron bastantes ¡en mi casa al menos es lo que pasará cuando las haga! Porque hacerlas las hago fijo, aunque igual un poco más adelante que con este frío creo que ni con la técnica del horno

¡Besos mil!

Esther Outón dijo...

Tengo muchas ganas de hacerlas, te han quedado divinas, madre mía las pillan en casa y no dejan una,seguro que con cualquier cosa quedan estupendas, las tuyas de salmón exquisitas ya lo creo...Bess

nieves dijo...

Pues también desde que se las vi a Nuria las tengo pendientes y pasarán por delante de cualquier otra receta. Te quedaron fantásticas, y lo extraño es que tu acompañante esté tan formal y a tan corta distancia. Si fuera yo, no podría resistirme jajaja.

Un besín.

Liliana Fuchs dijo...

Jopé qué bonitas y qué ricas y qué recuerdos y qué de todo! En los cumples a los que yo iba solían usar pan de molde para sándwiches, pero mi madre compraba medias noches para los nuestros y para algunos almuerzos del cole, aunque no recuerdo que entonces los llamáramos así. Para mí eran panecillos blanditos y listo :).

Son perfectos, qué hambre me ha dado!

Un abrazo

beatriz iglesias dijo...

Yo también me acuerdo de las medias noches en los cumples!
Qué ricas estaban. Y su presencia era sinónimo de fiesta.
He leído completamente la receta y me ha parecido que son muy facilitas de hacer y que no requieren esperar mucho tiempo.Es que yo soy un poco vaga para las masas. Siempre las hago con la panificadora.
Me han encantado. Tienen una pinta genial:Esponjosas y con ese bonito color dorado.
Bicos!!!